Tales Of Zestiria - El Pastor y su escudera arrasan contra el señor de la desgracia

Hace mas de 10 años de que probase mi primer Tales Of, y he ido jugando y pasándome todos aquellos que me han sido posible, y nunca he faltado a la compra de cada uno de los Tales Of que han ido saliendo en España desde hace un tiempo (por desgracia no poseo todos los que han salido en España) Y este fue el ultimo, han sido dos años (2014 y 2015) que no han parado de salir entregas, tres en 2014 y una en 2015. Quizás con los años uno pudiera llegar a cansarse de jugar a esta saga de videojuegos pero a mi aun no me ha pasado y he disfrutado con esta entrega igual que con las otras.

Tales Of Zestiria nos traslada a un mundo inmerso en la era del caos donde los infernales causan estragos allá por donde pisan, viviremos una mágica aventura en la que Sorey y sus amigos deberán acabar con el señor de la desgracia.

La saga ha ido evolucionando a cada entrega pero muchas veces recuperan algún sistema de combate y lo mejoran y este es el caso. Volveremos a disfrutar de un modo de combate parecido al de Tales Of Graces, donde los ataques normales serán un árbol de artes con los que podremos lanzar fantásticos combos, ademas de poder lanzar las artes ocultas tan clásicas en la saga. Ademas podremos fusionar a nuestro personaje con uno de los cuatro Serafines del juego para poder manejar a la versión armatizada del mismo, lo que nos permitirá realizar diferentes combos a los habituales y lanzar artes ocultas muy potentes. ¿La pega de la armatización? Da igual que personaje uses, ya sea Sorey o Rose ambos se manejan igual estando armatizados, algo que te permite manejar bien a los dos armatizados pero que no aporta variedad en el sistema de combate. Sobre las Artes Místicas/Hi Ougi de los personajes, aunque cada uno tienen varias (mínimo dos) la que mas se usara siempre es la primera que apenas tiene una simple condición para lanzarla, el resto son bastante complicadas hasta tal punto que no he podido lanzar muchas veces la segunda arte mística de cada personaje y las artes místicas DLC (menos mal que eran regalos de reserva y no las compre yo) de otros personajes nunca las he podido lanzar por sus reglas tan complicadas o mejor dicho reglas a las que no vas a estar atento en medio de un combate complicado. Aunque el sistema de combate es bastante bueno a pesar de los puntos negativos hay algo que puede joder la experiencia y es la cámara, en lugares abiertos no molesta pero cuando cuadre en sitios cerrados como pasillos o esquinas es cuando de verdad nos vamos a acordar de la madre que pario al que programo aquella cámara.

Los escenarios del juego son bastante grandes, pero fuera de las mazmorras los enemigos están muy dispersados y dan una sensación muy preocupante de vació, en cambio en las mazmorras puede llegar a ocurrir todo lo contrario, agradezco que los mapas sean mas grandes, pero añade NPCs para darle mas sensación de relleno, quizás no todos con dialogo pero no costaba nada añadir algún que otro NPC. Durante el desplazamiento por estos escenarios nos acompañara siempre un compañero que no solo servirá para hacernos compañía también nos hará de diario y nos dará pistas sobre a donde ir para continuar con la misión principal o las misiones secundarias, haciendo que sea mas fácil saber que misiones tienes empezadas para que te puedas gestionar mejor. Una de las características mas clásicas de Tales of es llevar en el mapa al personaje que te de la gana y en este caso solo podremos manejar a Sorey aunque luego en el combate podremos cambiar de personaje independientemente de que sea humano o serafín. Los combates comenzaran en cuanto toques al enemigo, no habrá transición entre el escenario y el combate, se trazara un área circular que servirá de área de combate pero en cuanto terminamos el combate sufriremos una levisima carga que nos devolverá donde tocamos al enemigo antes de entrar en combate, algo que veo mal, es muy buena esa falta de transición entre exploración y combate no hagas una entre combate y exploración.
La exploración de las mazmorras son bastante simples, excepto un par cuyos puzzles son bastante buenos (dejemoslo en eso, puñetero templo del agua) pero no ofrecen ninguna complicación demasiado angustiante.

El sistema de habilidades pasivas de este juego es bastante complicado, cada pieza de equipo tiene habilidades pasivas basicas con un simbolo y color, tienes que juntar de diferentes formas los simbolos de tu equipo para poder obtener buenas habilidades pasivas que te ayuden en los combates. Las piezas de equipo no tendran habilidades pre-establecidas las tendran aleatoriamente lo que convendria mirar de conseguir muchas piezas distintas que poder fusionar en la tienda de armas no solo para hacer mas poderosa la pieza de equipo, sino para conseguir que la pieza obtenga nuevas habilidades pasivas con las que enlazar las habilidades pasivas avanzadas. El sistema como ya os digo es bastante complicado, al menos a mi.

A nivel gráfico pega un bajón notable respecto a anteriores entregas, no por la calidad de los modelados en si, que aunque peores que anteriores no es el mayor problema, son los pequeños detalles los que me molestan, los ojos vuelven a ser texturas planas algo que hacia tiempo que no se veia en la saga Tales Of, son esos pequeños detalles los que hacen que el acabado sea peor, ¿la consola no era capaz de mas (PS3 digo, la versión que he jugado es un port a PS4) el Tales Team no fue capaz de mas o que no quisieron esforzarse? No lo se. A pesar de dicho bajon, a nivel artistico la saga sigue siendo muy buena, ofreciendonos bellos y variopintos escenarios y personajes.

La historia del juego la viviremos bajo la piel de Sorey y su escudera Rose, junto a sus cuatro amigos serafines, un heroe que es todo bondad e inocencia, una heroina que hara lo que deba hacer para asegurar el bien del mundo, un malvado villano que es la cara opuesta de la moneda de Sorey, una historia bastante clasica que nos transporta al mundo de Tales Of Zestiria. A veces he leido que existen varias incoherencias en el transcurso de la historia, os sere sinceros, de haberlas no me he dado cuenta. Los personajes que nos ofrecen son muy buenos, sobretodo Rose, adoro a ese personaje, y ademas el juego tiene una forma bastante curiosa de permitirnos descubrir la historia del villano del juego mediante las gemas iris, si bien es verdad es que en cierto punto del juego te obligan a tenerlas todas yo no tuve que pararme puesto que segun avanzaba iba realizando las misiones de las mismas.

Como colofon final hablaros de la dificultad del juego, en si esta bastante bien equilibrado si vas bien entrenado y sabes manejarte no tiene porque haber problemas segun vas avanzando, pero es que en el jefe final hay un salto absurdo de dificultad, una dificultad que a niveles altos me inmpedia a veces pasar de la primera fase del combate, pero que me permitia sin embargo derrotar a uno de los jefes opcionales del juego, que en teoria, deberia ser mas fuerte que el jefe final, aunque puede que me equivoque. Aunque si que es verdad que aunque es mas dificil la puesta en escena de las tres fases del combate me parece bastante buena y la tercera fase de la misma aunque esta un poco de pega, queda muy bien y nos permite ver dos cositas que me gustaron mucho.

En definitiva aunque si que es verdad que le he sacado mas peros que a cualquier otro Tales Of ya os digo que estoy deseando jugar al Tales Of Berseria que ocurre en el mismo mundo que Zestiria, pero cientos de años antes.

Con esto me despido de vosotros por hoy,
Un saludo

Comentarios

Entradas populares de este blog

Yuusha ni Narenakatta Ore wa Shibushibu Shuushoku wo Ketsui Shimashita.

¿Mangas con sobrecubierta o sin sobrecubierta?, esa es la cuestión